¡Haciendo tándem con Cristo, yo soy la circunstancia de su reino!

Isaías 44:3 Yo haré que corra agua en el desierto y que broten arroyos en tierras secas. A tus descendientes les daré vida nueva y les enviaré mi bendición.

Jeremías 15:20 DHH, yo haré que seas para este pueblo como un muro de bronce, difícil de vencer. Te harán la guerra, pero no te vencerán, pues yo estoy contigo para salvarte y librarte. yo, el Señor, doy mi palabra.
Marcos 1:16-18. 16Mientras caminaba junto al mar de Galilea, vio a Simón y a Andrés, hermano de Simón, echando una red en el mar, porque eran pescadores. 17Y Jesús les dijo: Seguidme, y yo haré que seáis pescadores de hombres. 18Y dejando al instante las redes, le siguieron.…
Antes de comenzar, recordemos esta frase que Dios nos dice hoy, “Yo haré que…” Tenla guardada en mente, al final sabrás el porqué. Ahora debes saber que esta es una prédica de buenas noticias para ti, que vives en fe, porque, así como Jesús vivió cuando estaba en este mundo, así vivimos nosotros. 1 Juan 4:17 NTV y al vivir en Dios, nuestro amor crece hasta hacerse perfecto. Por lo tanto, no tendremos temor en el día del juicio, sino que podremos estar ante Dios con confianza, porque vivimos cómo vivió Jesús en este mundo.
Este postulado que vamos a aprender hoy, es asombroso para nosotros, y por toda la Biblia lo encontramos, trata de que nosotros somos las condiciones y circunstancias de Dios en la tierra, cuando hacemos todo para honrarlo, para bendecir su nombre, y engrandecer su reino.
Para comenzar, Dios hace un tándem con nosotros, Jesús dijo, Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, Mateo 11:29 para decirnos que para hacer equipo con él y aprender de él, debemos ponernos su yugo, es decir, seguir su visión, hacer lo que él nos pide, cumplir lo que él nos pida cumplir, en una dirección, que ya no es la nuestra sino la suya. Por esto he titulado esta predica con el nombre: ¡Haciendo tándem con Cristo, yo soy la circunstancia de su reino!
Acá vemos tres palabras y conceptos: tándem, circunstancia y reino de los cielos, que ya luego explicaré todas, primero vamos a la primera, y es la de tándem.
Vemos según el diccionario la definición de la palabra tándem. ¿Qué es?
Tándem. (nombre masculino)
1.Bicicleta movida por dos o más personas sentadas una detrás de otra y provista de pedales para cada una de ellas.
2.Unión de dos personas o dos grupos que realizan una misma actividad en equipo o que combinan sus esfuerzos para hacer algo.
Para ir resumiendo: Gálatas 2:20 RVR1977 Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.
NTV Mi antiguo yo ha sido crucificado con Cristo. Ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí. Así que vivo en este cuerpo terrenal confiando en el Hijo de Dios, quien me amó y se entregó a sí mismo por mí. Mateo 5:6
Con cristo hago una unión, en la que realizo una misma actividad junto a él, he sido crucificado, ya no vivo solo, ahora llevo su yugo, y he muerto a la carne, y ahora vivo por el Espíritu, pero lo que vivo en este cuerpo de carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, confiando en él, quién me amó y se entregó a sí mismo por mí, en todo esto vamos haciendo esfuerzos, en su misma dirección, es decir, en la misma visión que él me ha proporcionado y que aun me está revelando, y guiando. Este es el primer concepto, el de hacer tándem con Cristo.
El otro concepto de nuestra prédica: ¡Haciendo tándem con Cristo, yo soy la circunstancia de su reino! es la palabra reino. Ya sabemos que Cristo vino a establecer el reino espiritual de Dios en la tierra, y sus leyes propias de ese reino. Nosotros los que le seguimos debemos de entender que ese reino es poderoso, es indestructible, invencible, y que está profetizado que Dios tiene decretos, que su reino va a ir aumentando, creciendo, estableciéndose más en la tierra, según hayamos más de sus agentes y que entendamos bien sus principios y leyes.
Esto implica una guerra, una pelea, una lucha entre los dos reinos, para ver quién es el que domina a quién, hablo de que el reino físico terrenal, es contrario al espiritual celestial, y el que dominará finalmente es el de Dios, esta decretado ya. Daniel 2:34-35Nueva Traducción Viviente (NTV)
34 Mientras usted observaba, una roca de una montaña fue cortada, pero no por manos humanas. La roca golpeó los pies de hierro y barro, y los hizo pedazos. 35 La estatua quedó reducida a pequeños trozos de hierro, barro, bronce, plata y oro. Luego el viento se los llevó sin dejar rastro alguno, como la paja cuando se trilla el grano. Sin embargo, la roca que derrumbó la estatua se convirtió en una gran montaña que cubrió toda la tierra.
Dios le dijo a Abraham que saliera y contara las estrellas del cielo, y que así sería su descendencia, incontables como las arenan de la orilla del mar. Este reino de Dios, con cristo que es la roca, la montaña, la piedra golpea a todos los reinos de la tierra y queda establecido únicamente su reino finalmente porque cubre toda la tierra y tendrá descendientes como las arenas de la orilla del mar. Este reino de Dios, va a sufrir violencia y Jesús lo dijo ya.
TLA »Desde que Juan el Bautista comenzó a predicar hasta ahora, el reino de Dios avanza a pesar de sus enemigos. Sólo la gente valiente y decidida logra formar parte de él.
NTV Desde los días en que Juan el Bautista comenzó a predicar hasta ahora, el reino del cielo ha venido avanzando con fuerza, y gente violenta lo está atacando.
Fijémonos que Jesús dijo que el reino de los cielos ha venido avanzando con fuerza, y que gente violenta lo está atacando. ¿No es esto lo que vemos hoy en día? ¿La iglesia cristiana no es atacada por todas partes por religiones farsistas? Pues solo los valientes logramos aferrarnos a su reino y esto tiene premio.
Pero con todo esto hay algo extremadamente importante que se les olvida. Que Dios está con nosotros, y que todas las cosas trabajan para nuestro bien.
Romanos 8:31 BLPH ¿Qué añadir a todo esto? Si Dios está a nuestro favor, ¿quién podrá estar contra nosotros?
Dios está de nuestra parte, está a nuestro favor, porque le creemos, somos sus hijos, y sufrimos con él por su reino. Esto tiene premio.
Romanos 8:28 NTV Y sabemos que Dios hace que todas las cosas cooperen para el bien de quienes lo aman y son llamados según el propósito que él tiene para ellos.
TLA Sabemos que Dios va preparando todo para el bien de los que lo aman, es decir, de los que él ha llamado de acuerdo con su plan.
Pero ahora voy a lo que voy, y defino el tercer concepto de nuestro título: ¡Haciendo tándem con Cristo, yo soy la circunstancia del reino!
Comienzo recordándonos que todos los siervos de Dios, aunque sufrieron mucho al principio, después ellos cuando el reino de Dios, había sido bien implantado en sus corazones, tenían una gran valentía y por medio de la fe y sus palabras, ordenaban que sucedieran las cosas tal como el bien o la justicia de Dios que estaba en sus corazones les dictaba.
Antes habían sufrido las circunstancias de otros. Antes habían sufrido las condiciones de otros. Antes habían sido puestos en situaciones incomodas. Antes otros les imponían los eventos, en el tiempo de ellos, pero ahora ya no, vemos que eran los hijos de Dios, quienes les imponían las cosas. Por ejemplo, así fue con Moisés, los profetas, Jesús, los apóstoles y la iglesia. Moisés les impuso las circunstancias a Faraón símbolo de los reprobados, y a los egipcios con pestes y plagas, hasta que dejaron ir al pueblo de Israel, luego el ejército egipcio fue abatido cuando por orden de Moisés, el mar rojo cayó sobre ellos.
Éxodo 14:13 TLA Moisés les respondió: —¡Tranquilos, no tengan miedo! Ustedes no se preocupen, que van a ver cómo nuestro Dios los va a salvar. A esos egipcios que hoy ven, no volverán a verlos nunca más, porque Dios peleará por ustedes.
Jesús impuso las condiciones de su reino en la tierra, y lo cambió todo, las religiones inventadas con sus trucos para engañar, como las maquinas antiguas que hacía, Herón de Alejandría, que conocía bien de mecánica y usaba la hidráulica antigua, como el fuego y el vapor para hacer que las estatuas de los templos paganos, se abrazaran, bailaran en una especie de carrusel gigante, levitaran, emitieran sonidos impresionantes, lloraran, brotara leche de los pechos de Cibeles, las puertas de los templos se abrieran solas, y cosas asombrosas que no solo cautivaban a los incautos sino que eran completamente engañados pensando que los dioses se hacían presentes, todo eso era ganancia para los sacerdotes de esos templos quienes hasta ordenaron a Herón de Alejandría, que les hiciera la primer máquina dispensadora de agua bendita, para amarrar más a sus seguidores porque según ellos “esas confusas herejías galileas cada vez, se ganan más al pueblo y nos quitan adeptos”. Esto era que los cristianos ganaban más almas para Cristo. Pero el engaño religioso es más antiguo, ya que lo mismo hacían en Egipto y otros lugares antiguos.
Los apóstoles fueron temerosos, pero después, ellos eran las circunstancias para los demás y ya no los demás para ellos. Ahora recordemos esta frase:
Isaías 44:3 Yo haré que…
Jeremías 15:20 DHH, yo haré que seas para este pueblo como un muro de bronce, difícil de vencer. Te harán la guerra, pero no te vencerán, pues yo estoy contigo para salvarte y librarte. yo, el Señor, doy mi palabra.
Marcos 1:17 Y Jesús les dijo: Seguidme, y yo haré que…
Dios va a hacer que… tú seas la circunstancia, cuando tú, esperas en él, cuando lo obedeces y sigues, cuando lo honras. Jesús les dijo a los apóstoles que si lo seguían él haría que fuesen pescadores de hombres, y así ocurrió, ellos fueron pescadores de hombres.
Pero a los malvados de la boca y del corazón Dios les dice hoy: Números 14:28 NTV, Ahora bien, díganles lo siguiente: tan cierto como que yo vivo, declara el Señor, haré con ustedes precisamente lo que les oí decir.
Ahora te digo lo siguiente, a ti que has esperado en Dios, que le has creído, y aguantado todo este tiempo lo que yo creo y digo a los aires.
Yo soy la circunstancia, ahora yo soy la condición de otros, yo impongo las reglas, se hará como yo digo porque así Dios me ha dicho a mí. Tu que te opones contra el Dios Padre omnipotente y creador, en contra de Jesús, a quién has reusado a honrar:
Yo soy tu condición, yo te impongo mis condiciones, ahora yo soy tu circunstancia, yo te las impongo, tu no me impones nada a mí, yo soy quien pongo las reglas, no tú, yo soy quien está al mando porque soy representante de cristo y su reino. Yo te impongo la situación, los eventos, y el tiempo. El cristianismo más puro siempre va a ganar, la fe más preciosa que el oro purificado, es la que va a ganar. Dios prometió que venceríamos sobre las tinieblas, y así será.
Pecado, tinieblas, maldad, demonios, Satanás, yo soy tu peor pesadilla. ¡Pecadores! están perdidos, ya perdieron la batalla contra los santos de Dios.
Santos de Dios, ya ganamos en todo, ya Dios ha hecho que… ganemos, venzamos, triunfemos, logremos, tengamos éxito todas las empresas de Dios, avancemos, conquistemos, el reino terrenal por la fe, y la implantación del reino de Dios y sus leyes de paz y amor para su gloria y su honra.
Oremos.
Gracias Señor Jesucristo, porque me has dicho quién soy, soy tu punta de lanza, soy tus saetas, soy tu mejor golpe, soy visión, soy tu edificación, soy parte del mejor ejército del mundo, el de los humildes, de los que esperan en ti, de los afligidos que tú has empoderado, el de los admirados hijos de Dios, que somos quienes te amamos, dignificamos, glorificamos, somos como tú eres. ¿Quiénes como los hijos de Dios en la tierra? ¿Quién como el hijo de Dios Jesucristo, Señor Dios sobre todas las cosas? ¿Quién como el remanente del Señor? ¿Quién como Dios y sus planes?
Romanos 8:16El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu de que somos hijos de Dios, 17y si hijos, también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si en verdad padecemos con El a fin de que también seamos glorificados con El.
Hebreos 11:33-35Reina-Valera 1960 (RVR1960)
33 que por fe conquistaron reinos, hicieron justicia, alcanzaron promesas, taparon bocas de leones, 34 apagaron fuegos impetuosos, evitaron filo de espada, sacaron fuerzas de debilidad, se hicieron fuertes en batallas, pusieron en fuga ejércitos extranjeros. 35 Las mujeres recibieron sus muertos mediante resurrección; mas otros fueron atormentados, no aceptando el rescate, a fin de obtener mejor resurrección.
Gracias a ti o Dios y tus planes, tenemos un futuro de gloria. Gracias en el nombre de tu Hijo amado Jesucristo.