« ¡DILE A TUS PROBLEMAS QUE TIENES UNA FE Y UN DIOS MAS GRANDE!»

 

1 Corintios 10:12 (BLP)
Hasta ahora, ninguna prueba os ha sobrevenido que no pueda considerarse humanamente soportable. Dios es fiel y no permitirá que seáis puestos a prueba más allá de vuestras fuerzas; al contrario, junto con la prueba os proporcionará también la manera de superarla con éxito.
Esta predica tiene un único objetivo, trata de abrirnos el entendimiento que Dios es grande, para persuadirnos a creer en el Dios grande que es, que puede salvarnos en cualquier situación, para que frente a la circunstancia adversas que se nos presentan, nos obliguemos a creer más y más, que tenemos un Dios más grande que todos nuestros problemas.
La pregunta que a continuación haré es:
Cuando estamos en la prueba, cualquiera que sea, ¿qué es lo que vemos frente a nosotros?
1. Las circunstancias adversas y los problemas,
2. o a Dios de nuestro lado, quien controla todas las cosas con su poder, quién nos dará la salida, porque él es más grande que cualquier problema.
Muy bien, vamos por buen camino. Entonces ahora examinemos bien en nuestro corazón lo que hay de Dios para nosotros con todo esto, porque si escuchamos el testimonio de Dios en nuestro corazón, seguramente sabremos más del propósito que tiene para probarnos.
¿Qué es lo que Dios quiere de nosotros con la prueba?
Primero diré lo que no quiere. Dios no quiere, destruirnos. Dios no quiere nuestro mal. Dios no quiere que perezcamos en y por la prueba, ni por la prueba quiere que vayamos a parar al infierno.
¿Qué es lo que Dios quiere de nosotros con la prueba?
Lo diré en primera persona: lo que Dios quiere al pasarme por la prueba, es que cada vez tenga más fe, al igual que hizso con Abraham. Cuando nuestra fe se vaya fortaleciendo creeremos más en él que puede levantar a los muertos y así cuando podamos superar nuestros problemas con éxito, tomados de su mano. Él es el alfarero, y quiere que nuestra confianza no esté puesta en nosotros mismo sino en él.
Imaginemos como pensaban las personas que escuchaban a Abraham decir una y otra vez, contemplando la tierra: –Dios me ha prometido que me dará toda esta tierra, a mí y a mi descendencia. Cualquier persona al ver que la tierra ya tenía duenos diría:
¡Y ese sonador, está insano de la mente, no tiene ni un solo lote, no tienen un ejercito, y como será posible, realmente está mal de la mente!
Así nos sucede a muchos, vivimos por fe y al final nos dará las cosas.
Muchos nos acusan injustamente que hacemos cosas indebidas, pero Dios está por nosotros y no permite acusaciones de nada y de nadie, en contra de sus hijos. Debemos entender que la fe no es algo que pueda fallar, porque Dios no puede fallar, si esperamos, si estamos confiando en Dios, él actuará honrando nuestra fe. Para obtener todas sus riquezas, solo es comprendiendo que solo están en Cristo y por la fe, al entender toda la doctrina de Dios. Permítame decirle lo que enseña la sana doctrina, si la creemos estamos trayendo vida a nosotros.
“Por lo tanto, permitir que la naturaleza pecaminosa les controle la mente lleva a la muerte. Pero permitir que el Espíritu les controle la mente lleva a la vida y a la paz”. Romanos 8:6.
Traemos vida, y paz, por tanto si la Biblia ensena que Dios no acepta acusaciones en contra de sus hijos, nadie nos puede acusar ni condenar.
Romanos 8:31 ¿Qué podemos decir acerca de cosas tan maravillosas como estas? Si Dios está a favor de nosotros, ¿quién podrá ponerse en nuestra contra? 32 Si Dios no se guardó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿no nos dará también todo lo demás? 33 ¿Quién se atreve a acusarnos a nosotros, a quienes Dios ha elegido para sí? Nadie, porque Dios mismo nos puso en la relación correcta con él. 34 Entonces, ¿quién nos condenará? Nadie, porque Cristo Jesús murió por nosotros y resucitó por nosotros, y está sentado en el lugar de honor, a la derecha de Dios, e intercede por nosotros.
Creo y declaro con mi boca a gran pulmón esté consejo de Dios que dice, DIOS ESTÁ A FAVOR MIO. NADIE SE PUEDE PONER EN MI CONTRA. SI NO SE GUARDÓ A SU HIJO Y LO ENTREGÓ A LA MUERTE POR MI, ME DARÁ TODO LO DEMÁS, Y NADIE ME PUEDE ACUSAR PORQUE DIOS NO ACEPTA ACUSACIONES EN MI CONTRA, DE NADA, PORQUE DIOS ME HA ELEJIDO PARA ÉL, NADIE ME PUEDE ACUSAR PORQUE DIOS MISMO ME PUSO EN LA RELACION CORRECTA CON EL. NADIE ME PUEDE CONDENAR PORQUE JESUS YA PAGO LA DEUDA POR MI, MURIENDO Y RESUCITANDO, Y ESTA SENTADO EN EL LUGAR DE HONOR, A LA DERECHA DE DIOS, E INTERCEDE POR MI.
Esto es lo que creo. Dios no sería capaz de hacernos el mínimo daño porque Dios es bueno. ¿Entonces porque escribió decretos en los que me dejaría pecar, y ser probado, decretos en los que me dejaría sufrir, y ser tentado?
Lo ha hecho porque es soberano, dueño de todas las cosas, para glorificarse en mi vida, pero también me consolará, me dará tiempos de refrigerio, y me levantará, venceré sobre todos los problemas, y triunfaré sobre está vida, porque Dios está de mi lado y esas son todas las demás cosas que me dará.
33 ¿Quién acusará a los escogidos de Dios? Dios es el que justifica.
34 ¿Quién es el que condenará? Cristo es el que murió; más aún, el que también resucitó, el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros.
37 Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó.
38 Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir,
39 ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.
La sana doctrina ensena que Dios no acepta acusaciones de ningún tipo en contra de sus hijos, porque ya los justificó, es decir nos aceptó como sus hijos legítimos, de una vez y para siempre. Si juntamos Romanos 8 con Hebreos 10, ¿Qué tenemos?
Hebreos 10:14Reina-Valera 1960 (RVR1960)
14 porque con una sola ofrenda hizo perfectos para siempre a los santificados.
Tenemos que Dios, con una sola ofrenda nos ha hecho a sus hijos, Justos, (justificados es decir aceptos ante él) Santos y Perfectos.
Y no hay nada que nos pueda separar del gran amor que nos ha mostrado. NO HAY NADA QUE PUEDA SEPARARNOS DE DIOS, CUANDO YA MOSTRO QUE NOS AMA INCONDICIONALMENTE, INAGOTABLEMENTE, INDEFECTIBLEMENTE.
¡VAYA! ¿Acaso no esto para celebrar? Mientras que para algunas personas tenemos muchos defectos, y tratan de acusarnos de que estamos mal, Dios nos mira ya glorificados por su gran amor.
Que irónico, que algunas personas en la tierra, nos aborrecen, pero el Dios creador del universo, nos aceptó, y nos ama con amor eterno. ¡Qué seguridad eterna nos da entender esta doctrina o consejo de Dios! ¡Qué ejercicio más provechoso para nuestro espíritu! ¡Que bendición más grande! ¡Qué grande es Dios! ¡Cuán grande es el amor que Dios nos tiene! Estoy seguro que triunfaremos, estoy seguro que venceremos, estoy seguro que si Dios está por nosotros, ¿Quién podrá estar contra nosotros?
NTV ¿Qué podemos decir acerca de cosas tan maravillosas como estas? Si Dios está a favor de nosotros, ¿quién podrá ponerse en nuestra contra? Romanos 8:31.
Debemos entender entonces que todos los problemas que estamos pasando nos convienen, porque son para nuestro bien, y debemos entender entonces que todos los problemas que se nos presentan por muy grandes que sean, nuestro Dios es más grande que ellos y su palabra dice que él nos dará la salida a cada uno de ellos. ¿Puedes creerlo? ¿Te obligarás a creerlo cuando sientas que te han llevado al límite? ¿Qué harás cuando veas que no tienes salida? Creer que Dios tiene una, y que te la dará.
Por esto Jesús quien le da permiso a satanás para que tentara a pedro, sabiendo que la prueba era temporal, le dice que cuando volviera a la fe y obediencia a Dios, confirmara la fe de sus hermanos.
Lucas 22:31-33Nueva Traducción Viviente (NTV)
Jesús predice la negación de Pedro
31 »Simón, Simón, Satanás ha pedido zarandear a cada uno de ustedes como si fueran trigo; 32 pero yo he rogado en oración por ti, Simón, para que tu fe no falle, de modo que cuando te arrepientas y vuelvas a mí fortalezcas a tus hermanos».
33 Pedro dijo:
—Señor, estoy dispuesto a ir a prisión contigo y aun a morir contigo.
Antes de la prueba, Pedro no tenía la certeza que ya tenía asegurado el amor, la fidelidad, el perdón y la grandeza de Dios, pero ya después de haber superado la prueba con éxito, conoció más a Dios, y ese sería su trabajo, confirmar el gran amor de Dios por sus hijos elegidos para sí.
En este momento de tu vida estas de una de estas dos maneras.
1 ¿Estas convencido que tus problemas son más grandes que Dios?
2 ¿O estas convencido que Dios es más grande que tus problemas?
¿En cuál de estas dos circunstancias estás?
Pero deberías creer con todo tu corazón y no dudar que el amor de Dios, que excede todo conocimiento es mayor que todo lo que está en el mundo, y así puedas ver tus problemas pequeños, para que no tengas temor y puedas enfrentar todo, esforzándote y siendo valiente, no temiendo ni desmayando porque Dios está contigo a donde quieras que vayas.
Josué 1:9 Escucha lo que te mando: Esfuérzate y sé valiente. No temas ni desmayes, que yo soy el Señor tu Dios, y estaré contigo por dondequiera que vayas.»
Dios es más grande que todos tus problemas.